worldcantwait.org
ESPAÑOL

Español
English-LA
National World Can't Wait

Pancartas, volantes

Temas

Se alzan las voces

Noticias e infamias

De los organizadores

Sobre nosotros

Declaración
de
misión

El Mundo no Puede Esperar organiza a las personas que viven en Estados Unidos para repudiar y parar el rumbo fascista iniciado durante el régimen de Bush y evidenciado en las ocupaciones asesinas, injustas e ilegítimas de Irak y Afganistán; la “guerra de terror” global de tortura, rendición extraordinaria y espionaje; y la cultura de discriminación, intolerancia y avaricia. A ese rumbo no le darán marcha atrás los líderes que nos instan a buscar puntos en común con fascistas, fanáticos religiosos e imperio. Solo es posible si la población forja una comunidad de resistencia –un movimiento independiente de grandes cantidades de personas—que, actuando en pro de los intereses de la humanidad, pone fin a dichos crímenes y demanda que se procese a los responsables por ellos.



Del directora nacional de El Mundo No Puede Esperar

Debra Sweet


Invitación a traducir al español
(Nuevo)
03-15-11

¡NO MAS!
¡Ningún ser humano es ilegal!

EL Mundo no Puede Esperar exhorta a cada persona a protestar contra las leyes racistas como Arizona SB1070, a desacatarlas y a DESOBEDECERLAS



"¿Por qué hacer una donación a El Mundo No Puede Esperar?"

"Lo que la gente esta diciendo sobre El Mundo No Puede Esperar


FIRME ESTE LLAMADO. DONE PARA SU PUBLICACIÓN INTERNACIONAL. WORLDCANTWAIT.NET

ÚNETE CON: John Cusack • Wallace Shawn • Junot Diaz • Noam Chomsky • Daniel Ellsberg Eve Ensler Dave Eggers • Glenn Greenwald • Paul Haggis • Bianca Jagger • Ariel Dorfman Erica Jong • Michael Moore • Ron Kovic • Moby • Tom Morello • Mark Ruffalo • James Schamus Carl Dix • Oliver Stone • Cindy Sheehan • Cornel West con los abogados de los prisioneros en Guantánamo y muchos otros

Firmar esta declarción

LOS CRÍMENES SON CRÍMENES
NO IMPORTA QUIÉN LOS COMETA


Haz clic ciudad para volante 8.5 X 11 (español)

Lo que fuera delito bajo Bush sigue siendo delito bajo Obama.
Lo que fuera ultraje bajo Bush sigue siendo ultraje bajo Obama.
Todo eso DEBE PARARSE.
Y cualquier persona que dice tener algo de conciencia u honradez TIENE QUE OPONER RESISTENCIA a todo eso.

Lea sobre por qué más de 2.000 personas ya han firmado esta declaración. Más comentarios aquí.

FIRMAR esta declaración (bajo)

Haz clic ciudad para pancarta ¡Los generales cambian pero las guerras siguen siendo injustas!

> DONAR dinero para imprimirla en publicaciones importantes. Este anuncio ha aparecido en The New York Review of Books, The Nation, The Humanist, and Rolling Stone en línea.

Miller Francis, antiguo escritor para el Rolling Stone, envió esta cotización de Bertolt Brecht para explicar por qué él donó:

“Hoy, aquel que quiere combatir la mentira y la ignorancia y escribir la verdad, debe vencer al menos cinco dificultades. Le hace falta el coraje de escribir la verdad, cuando en todas partes la ahogan; la inteligencia de descubrirla, cuando en todas partes la esconden; el arte hacerla manejable como un arma; el juicio para escoger aquellos en cuyas manos será eficaz; la astucia para propagarla entre ellos.”

LOS CRÍMENES SON CRÍMENES
NO IMPORTA QUIÉN LOS COMETA


Véase también: Carta abierta a la Reconciliación y a la Responsabilidad con el pueblo iraquí: de ex soldados y soldados actuales de las Fuerzas Armadas estadounidenses una carta escrita por Josh Steiber y Ethan McCord

Introducción Octubre 2010: Estamos marcando el noveno aniversario de la guerra más larga que Estados Unidos haya lanzado, las ocupaciones de Afganistán e Irak siguen ensangrentando esos países, hay más contratistas y los aviones no tripulados desgranan la muerte en Pakistán.

En los meses que siguieron la formulación de esta declaración, los tribunales de Estados Unidos han fallado que una persona que fuera torturada a pesar de ser inocente, no puede entablar una demanda al respecto, mientras que el gobierno de Obama defiende a los que dirigían el uso de la tortura.

Ante la criminalización de filtrar pruebas de crímenes de guerra, el quedarse callado es un crimen.

En las últimas semanas todo el mundo se ha enterado que Barack Obama pidió abiertamente el asesinato de un ciudadano estadounidense, Anwar al-Awlaki, porque le sospecha de haber participado en complots de Al Qaeda. Al-Awlaki niega estas acusaciones. Pero eso no importa. Sin procesarlo o hacerle ningún procedimiento judicial, la administración simplemente le ha puesto en la lista para ser asesinado.

Durante este mismo período, unos críticos dentro de las fuerzas armadas estadounidenses filtraron un vídeo que muestra un incidente de 2007 en que soldados estadounidenses dispararon contra un grupo de iraquíes desarmados, incluidos dos periodistas, y luego dispararon contra otras personas, incluidos dos niños, que intentaron rescatarlos. Aunque la matanza de 12 iraquíes vista en el vídeo es bastante repugnante, las conversaciones captadas en el helicóptero son aún más escalofriantes y monstruosas. A pesar de eso, el Pentágono dijo que no acusará de nada a esos soldados; y los medios de comunicación se concentraron en exonerarlos de cualquier culpabilidad – “estaban bajo mucha presión,” dicen, y “después de todo, hay que apoyar a nuestros hombres y mujeres valientes.” Mientras tanto, el gobierno ha comenzado a espiar contra quienes filtraron e hicieron público el vídeo y señalarlos como amenaza "a la seguridad nacional".

También durante este período, el Pentágono reconoció, después de varios desmentidos, que hubo una masacre cerca de la ciudad de Gardez, Afganistán, el 12 de febrero de 2010, en que 5 personas fueron asesinadas, entre ellas dos mujeres embarazadas, y 16 niños quedaron sin madre. Los militares estadounidenses dijeron primero que los dos hombres asesinados eran insurgentes y que las mujeres eran víctimas de un “asesinato por cuestión de honor” familiar. El gobierno afgano ha aceptado los relatos de testigos oculares de que las Fuerzas Especiales estadounidenses mataron a los hombres (un policía y un abogado) y a las mujeres, y luego sacaron las balas de los cadáveres de las mujeres para destruir las pruebas. Altos funcionarios militares estadounidenses ahora han confesado que los soldados estadounidenses mataron a la familia en su casa.

Sólo unas semanas antes, un artículo de Scott Horton en Harpers reveló que tres supuestos suicidios de detenidos en Guantánamo en 2006 no eran suicidios en realidad, sino homicidios llevados a cabo por militares estadounidenses. Esto pasó casi sin comentarios.

En ciertos aspectos, todo esto es peor que Bush. En primer lugar, porque Obama ha reclamado el derecho de asesinar a ciudadanos americanos a quiénes sospeche del “terrorismo", fundamentándose solamente en su propia sospecha o en la de la Agencia Central de Inteligencia (CIA), algo que Bush nunca reclamó públicamente. En segundo lugar, Obama dice que el gobierno puede detener indefinidamente a una persona, incluso si fue exonerada en un proceso judicial, y ha sugerido en público la posibilidad de usar la “detención preventiva." Tercero, la administración de Obama, al extender los ataques de aviones no tripulados, argumenta que Estados Unidos tiene la autoridad, bajo leyes internacionales, de usar esa clase de fuerza letal y asesinatos extrajudiciales en países soberanos contra los cuales no está en guerra.

La gente liberal y progresista consideraba ampliamente que tales medidas, al tomarlas Bush, eran ultrajes y protestaba contra ellas rotunda y correctamente. Pero incluso si bajo el régimen de Bush esas acciones se tomaban (ingenuamente o no) como anomalías, ahora Obama las ha consagrado en “procedimiento normal de operación” y, como Bush, recurre a argumentos de privilegio ejecutivo y secretos de estado al defender el crimen de hacer guerras de agresión.

Como era de esperarse, la administración de Obama ha rechazado procesar a ningún funcionario del régimen de Bush que fuera responsable por crímenes de guerra, ni siquiera a unos cuantos que reconocieron su papel en el “submarino” y otras formas de la tortura, lo que implica que esas acciones serán aceptables para él y para cualquier presidente futuro, demócrata o republicano.

Nosotros tenemos que terminar la complicidad del silencio y decir fuerte y claramente:

Lo que fuera delito bajo Bush sigue siendo delito bajo Obama.
Lo que fuera ultraje bajo Bush sigue siendo ultraje bajo Obama.
Todo eso DEBE PARARSE.
Y cualquier persona que dice tener algo de conciencia u honradez TIENE QUE OPONER RESISTENCIA a todo eso.

Sign Donate

 

¡Hazte voluntario para traducir al español otros artículos como este! manda un correo electrónico a espagnol@worldcantwait.net y escribe "voluntario para traducción" en la línea de memo.

 

¡El mundo no puede esperar!

E-mail: espagnol@worldcantwait.net